BIOPLÁSTICOS: UNA ALTERNATIVA ECOLÓGICA

Los bioplásticos provienen de fuentes naturales y renovables. Todos son degradables por microorganismos como las bacterias, hongos y algas. Los primeros bioplásticos conocidos fueron fabricados a partir de vegetales, en especial del almidón de la papa, maíz y yuca, proporcionando materiales para elaborar cubiertos, envases y bolsas.
 
Hoy día existen una variedad de bioplásticos provenientes de bacterias, como los PLA y PHA que ya se comercializan; pero todavía no pueden competir en precio con los plásticos tradicionales, ya que su fabricación sigue siendo más cara. También están limitados precisamente por su biodegradabilidad, pues a veces se necesitan materiales para fabricar productos de larga duración; pero, la estabilidad de los bioplásticos es suficiente para fabricar la mayoría de los envases que utilizamos y tiramos cada día, por lo que su uso contribuye a disminuir la acumulación de residuos.
 
Daniel Arrieta Baez es Químico Farmacéutico Biólogo por la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla, realizo su maestría en el Instituto Politécnico Nacional y su Doctorado en el Instituto de Biotecnología de la UNAM. Realizo un postdoctorado en la City University de Nueva York, en los Estados Unidos. Pertenece al Sistema Nacional de Investigadores. Trabaja en el Instituto Politécnico Nacional, institución que en 2016 le otorgó el Premio a la Investigación por dirigir el proyecto “Obtención de Biopolímeros de los Residuos Agroindustriales de la Cáscara del Jitomate.”
Google+ Linkedin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*
*