En México, como en la mayoría de los países, se ha vivido un proceso de urbanización sin precedentes. “Durante los últimos 30 años la población del país ha crecido 1.4 veces, mientras que la superficie urbana ha aumentado 5.9 veces”. Llenas de ventajas y desventajas, las ciudades atraen como nunca a la población con la oferta de trabajo, servicios, cultura y prosperidad. Las personas les inyectan vida a las ciudades; ocupan una casa, son productivos, circulan por sus calles, compran en sus tiendas y además con sus acciones cotidianas impulsan su desarrollo. Las ciudades de tamaño intermedio están en un momento crucial, tienen muchos recursos aprovechables y sus problemas son aún controlables, pero es necesario tener conciencia de ellos y plantear las políticas necesarias.

Taide Báez Velázquez es Licenciada en Ciencias Políticas y Administración Pública por la UNAM. Es coordinadora y fundadora del Laboratorio de Proyectos sociales LAPSO, cuenta con varios artículos publicados

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *